CACOFOBIA: MIEDO A LA FEALDAD

CACOFOBIA. Esta fobia está dentro del grupo de fobias por prejuicios, a y mi modo de ver es una de las mas crueles de esta sociedad en la que vivimos. Es bastante natural tener una sensación de disgusto o sentir aversión por las cosas que no se ven muy bien. Pero, cuando se tiene un temor abrumador y persistente con respecto a las cosas feas, es porque la persona padece una de las fobias más sociales que puede haber, se trata de la cacofobia. Los cacofóbicos perciben a la fealdad como una condición realmente desagradable, algunos de ellos relacionan las cosas feas con entidades malignas, enfermedades o aberraciones de la naturaleza. Esta fobia perjudica a las personas que la padecen, e igualmente a todas aquellas que son consideradas como feas o con poco atractivo físico, recibiendo críticas y evaluaciones negativas por su aspecto.

Miedo a la fealdad

Origen de la cacofobia

A veces, esta fobia irracional hacia la gente fea se desarrolla durante la infancia, puesto que de niño pudo haber tenido una exposición prolongada a imágenes de personas con expresiones anormales en su cara, ya sea por consecuencia de un crimen, accidente o enfermedad.

En cuanto a la fealdad, es una valoración totalmente subjetiva,cada persona que padece cacofobia considerará bajo sus propios términos, de forma única y muy particular, lo que considera como feo y, por lo tanto, a que tenerle miedo. Por tal motivo, resulta difícil encontrar a dos pacientes con fobias como esta que teman a las mismas características físicas.

¿Qué se puede considerar como feo?

Accidentes vehiculares, agresiones físicas realizadas por otra persona o animal, y las quemaduras graves de segundo o tercer grado, pueden dejar heridas en el cuerpo con un aspecto muy desagradable que desencadenan el miedo o los síntomas de la fobia en los cacofóbicos. Del mismo modo, algunas enfermedades cutáneas, por ejemplo, un cuadro intenso de acné, pueden activar estos trastornos dentro de las personas que tienen cacofobia.

Sin embargo, no es necesario que le ocurra algo perjudicial a una persona para que un cacofóbico sienta un rechazo hacia ella, en muchos casos las personas con cacofobia desprecian a otras que no poseen los estándares de belleza que ellos consideran como “hermosos”, recibiendo por parte de ellas críticas, insultos o cualquier otro tipo de mal trato. Esto no quiere decir que las personas cacofóbicas sean pretenciosas, sólo tratan de alejarse de cualquier cosa o persona que le den miedo o ataques de ansiedad.

Síntomas para identificar la cacofobia

El miedo que padecen los cacofóbicos está sujeto a diferentes características subjetivas que cada uno considera como fea. Debido a que es normal en los seres humanos sentir un ligero rechazo a algunos aspectos poco agradables a nuestra vista, hay que tomar en consideración una serie de elementos para determinar con certeza que la persona padece de cacofobia o fobias similares.

Primero, el temor exagerado a la fealdad, específicamente en aquellas situaciones donde no hay ninguna razón para sentir miedo alguno. Segundo, el horror es completamente ilógico y carece de fundamentos concretos para justificarlo. Por último, el terror a la fealdad es desenfrenado y continuo, es decir, el cacofóbico no puede controlarse al estar en presencia de algo o alguien que él considere como feo y ese miedo persiste hasta que logra tratarse con un especialista.

Manifestaciones físicas de los síntomas

Los síntomas de estos trastornos o temores tan raros pueden ser muy evidentes y mostrarse cuando el cacofóbico está cerca de objetos o gente fea. Algunos pacientes que he tratado podían tener una intensa reacción fóbica si había una dificultad para salir o escapar de los lugares donde se encontraban esos elementos que activaban sus miedos. Entre estos síntomas físicos de esta fobia se encuentran los latidos cardíacos acelerados, nerviosismo, transpiración, náuseas y mareos, entre otros.

De igual forma, se presentan algunos síntomas conductuales como mal humor, irritabilidad, ansiedad, así como la constante necesidad de evadir cualquier gente fea o escapar de esos lugares donde se encuentren si es necesario.

Tratamiento para superar la cacofobia

La psicoterapia es un tratamiento eficaz que puede ayudar en la identificación de la causa principal del miedo a la fealdad y todas las fobias que hemos estudiado. Esto ayuda a gozar de una mejor comprensión de cómo la fobia se ha desarrollado desde sus inicios y también, ayudará a establecer tratamientos efectivos para su curación.

De igual forma, la terapia de exposición es la preferida por nosotros los psicólogos para ir ayudando poco a poco a los pacientes a superar este miedo. En este tipo de terapia, una vez que el cacofóbico entiende el origen de sus miedos, se procede a realizar pequeñas sesiones donde se encuentre alguna persona u objeto que él considere feo, al principio solo basta con que permanezca en la misma habitación, una vez que ya tenga más confianza, se le pide al paciente que empiece a interactuar, ya sea tocándolo en el caso de un objeto o, manteniendo una conversación con la otra persona.

A los pacientes también se le pueden prescribir medicamentos para que se beneficien de ellos, en especial contra la ansiedad, no obstante, solo es necesario en los casos extremos de esta fobia. El apoyo familiar, así como el de amigos y personas cercanas, también juega un papel importante en el tratamiento de la cacofobia.

Es importante recordar que el aspecto de una persona jamás podrá definir la calidad y su valor interno, padecer de cacofobia puede traer como consecuencia no conocer a maravillosas personas solo por temor o miedo a su aspecto físico, en tal sentido, te invito a compartir este artículo en tus redes sociales para distribuir esta valiosa información.